CONTRAINDICACIONES

Si bien la oxigenación por cámara hiperbárica de presión baja no tiene contraindicaciones significativas, es importante tomar recaudos a la hora de medir la aptitud del usuario para iniciar una sesión. Por eso que se tiene que hacer unas preguntas básicas.

Antes de todo, en situación de malestar la persona debe tener la posibilidad de avisar al responsable para salir. Jamás podrá abrir el Zip antes de que la presión vuelve a cero. Una válvula de emergencia permite bajar la presión en menos de 30 segundos desde el interior.

Las dos primeras condiciones importantes a saber son :

• Si no tiene la nariz tapada por sinusitis porque claro, trata de respirar cómodamente el oxígeno.

• Y por el cambio de presión, igual que pasa en un avión, las personas sensibles del oído se deben controlar mientras la presión llega a su estabilidad de 30 kilo Pascal. Está contraindicado para las personas que han tenido una cirugía del oído.

• Otra condición evidente sería la claustrofobia. No todos podemos aguantar estar en un ambiente completamente cerrado durante una hora aunque el espacio es amplio y abierto por ventanas.

Las contraindicaciones absolutas son :

• Fiebre de origen desconocido,
• Embarazo y bebé de menos de 3 años,
• Epilepsia sin medicación adecuada,
• También quien tiene un marcapaso anterior a 2009. El aparato no aguantara la presión.
• y la ingesta de algunos medicamentos como el Disulfiran, Doxorrubicina, Cis-platinum, acetato de Mafenide.

Para los casos siguientes, mejor consultar con su médico antes de iniciar las sesiones :

• Neumotórax,
• Enfermedad pulmonar obstructiva crónica,
• Neumonía por Pneumocystic carinii,
• Infecciones respiratorias superiores,
• Trastornos convulsivos.

El efecto adverso más común es el barotrauma del oído medio, lo que significa una inflamación del tímpano, producida por los cambios de presión. Eso podría ocurrir a presiones más altas que la nuestra que corresponde a máximo 4 metros bajo el agua.

Otro efecto indeseable, pero muchísimo menos frecuente, es la toxicidad neurológica por oxígeno, que tiene una incidencia de 1/10000. Eso se puede dar igualmente a presión alta (lo que no se permite con nuestra maquina) y si no se respeta el límite de duración de 90 minutos de sesión (recomendamos sesiones de 60 minutos) y a lo máximo una vez por día por las 5 primeras sesiones…

Luego recomendamos hacer una sesión por semana.